Espaitec participa en el 'Informe sobre la situación de la nanotecnología en la Comunidad Valenciana PDF Imprimir E-mail

El informe que ha presentado el presidente de CIERVAL, Rafael Ferrando, ha sido realizado por espaitec, (Parque Cientifico, Tecnológico y Empresarial de la Universitat Jaume I de Castellón) y han colaborado la Red de Parques Científicos de la Comunidad Valenciana (rePCV), el Instituto de Tecnología Cerámica (ITC) de la Universitat Jaume I, la consultora R&MK de Castellón y el Institute for the Future, Palo Alto, California (EEUU). El acto ha sido clausurado por Bruno Broseta, secretario autonómico de Industria e Innovación, y Rafael Montero, secretario general de CIERVAL

 

Los responsables del Parque Científico, Tecnológico y Empresarial de la Universitat Jaume I de Castellón, Francisco Negre y Juan Antonio Bertolín han participado en la presentació del “Informe sobre la situación de la nanotecnología en la Comunidad Valenciana” que ha sido promovido por la Confederación de Organizaciones Empresariales de la Comunidad Valenciana (CIERVAL) en colaboración con la Conselleria de Industria, Comercio e Innovación. 

El informe que ha presentado el presidente de CIERVAL, Rafael Ferrando, ha sido realizado por espaitec, (Parque Cientifico, Tecnológico y Empresarial de la Universitat Jaume I de Castellón) y han colaborado la Red de Parques Científicos de la Comunidad Valenciana (rePCV), el Instituto de Tecnología Cerámica (ITC) de la Universitat Jaume I, la consultora R&MK de Castellón y el Institute for the Future, Palo Alto, California (EEUU). El acto ha sido clausurado por Bruno Broseta, secretario autonómico de Industria e Innovación, y Rafael Montero, secretario general de CIERVAL.

La nanotecnología es actualmente una de las disciplinas con más futuro por su impacto en multitud de sectores económicos (medicina, construcción, cerámica, metalurgia, textil, tecnologías de la información (TIC), alimentación, materiales y seguridad, entre otros muchos). La nanotecnología tiene la capacidad de transformar las industrias más tradicionales, convirtiéndose en un motor dinamizador del tejido empresarial.

En la Comunidad Valenciana la financiación privada en nanotecnología supone sólo un 16% del total, y el resto proviene de entidades públicas. El principal objetivo de la financiación que solicitan las empresas se destina a desarrollar proyectos de “I+D” en nanotecnología y en menor medida (20%) para la creación de empresas de base tecnológica.

La comunidad ocupa el cuarto lugar a nivel nacional en número de instituciones dedicadas a la nanotecnología, por detrás de Madrid, Cataluña y Andalucía y el tercero en número de patentes, por detrás de Madrid y Cataluña. El informe indica que actualmente la inversión que se realiza en la autonomía ronda los 100 millones de euros en los últimos tres años, frente a los cerca de 5.000 millones de euros por año a nivel mundial.


Ante la situación económica de la Comunidad Valenciana y el impacto de la crisis en los sectores económicos, el informe propone establecer un plan de actuación específico que permita dinamizar el entorno a través de un conjunto de iniciativas encaminadas a impulsar las actividades en el ámbito de las nanotecnologías, con las siguientes propuestas:

1. La creación de un Centro de Nanotecnología Aplicada que refuerce el desarrollo científico, tecnológico e industrial de la Comunidad Valenciana y promueva y coordine proyectos de I+D+i así como, especialmente, se ocupe de la transferencia y difusión tecnológica en el campo de la nanotecnología y nanomateriales, con una participación e implicación directa de las empresas y agentes.

2. Diseñar un plan de formación (tanto a nivel científico como empresarial) que apoye la transdisciplinariedad de un área de conocimiento transversal como lo es la nanotecnología que requiere que los científicos y los empresarios estén capacitados en múltiples áreas de conocimiento científico, tanto de postgrado como de formación continua.

3. Establecer un conjunto de ayudas específicas para la implantación de soluciones basadas en la aplicación de la nanotecnología a sectores tradicionales que les permita recuperar su competitividad en el mercado.

4. Establecer un programa específico de impulso a la creación de proyectos empresariales que centren su actividad en la nanotecnología.

5. Facilitar un plan de “soft-landing” de empresas nacionales e internacionales alrededor del Centro de Nanotecnología Aplicada que se conviertan en generadores de nuevas iniciativas empresariales y a su vez refuercen las ya existentes.

6. Crear un observatorio de seguimiento que monitorice las actividades en este ámbito y sirva de radar tecnológico, actuando de nodo de conexión entre la oferta y demanda en nanotecnología.

Para conseguir, a medio plazo, un impacto económico cuantificado por la aplicación de las nanotecnologías será necesario implementar las propuestas y medir el grado de rentabilidad del esfuerzo inversor tanto público como privado.

 

 

Ultimas Noticias

Archivo noticias